fbpx
0

No hay productos en el carrito.

Ago 8, 2019

Microfibra

Lavar la ropa contamina los Océanos.

 

 

La Microfibra es uno de los mayores problemas de contaminación que enfrenta nuestro océano, billones de piezas de diminutas fibras fluyen hacia el océano, cada vez que usamos nuestras lavadoras. Cuando lavamos nuestra ropa, ésta desprende microfibra (hecha de plástico) al vaciarse la lavadora enviamos al océano toda esta microfibra por el desagüe. Solo una chaqueta polar puede arrojar hasta 250,000 piezas de microfibra por lavado.

Las fibras sintéticas son un tipo de fibra textil que se obtiene de diferentes productos que derivan del petróleo, como el poliéster, el nylon o spandex.
Las fibras sintéticas que puedes encontrar en tu ropa son más finas que un cabello humano. Eso hace que sean uno de los microplásticos más peligrosos y difíciles de controlar.

El mayor problema de estos microplásticos es que cada día gran cantidad de ellos acaba en nuestros mares. Cada lavado expulsa nada más y nada menos que 17 millones de microfibras, hasta llegar a los océanos. Sin embargo, las microfibras no son solo un problema para la vida marina. De hecho, están en todas partes: en los ríos, en la tierra e incluso en el aire que respiras. La razón es que es extremadamente fácil que estos microplásticos se desprendan de tu ropa.

¿Que podemos hacer?

Una alternativa es lavar menos la ropa, muchas veces lavamos la ropa innecesariamente, cuando con colgarla en un lugar ventilado puede ser suficiente.

Si vas a lavar, tratar de llenar la lavadora al máximo, lava en temperatura baja y evita los ciclos muy largos.

Actualmente existe algunos productos que te pueden ayudar a evitar que la microfibra se vaya por el desagüe como la Cora Ball, recolectando las microfibras y las almacena hasta que las retiras para arrojarlas a la basura.

Y sobre todo debemos ser más conscientes de la calidad y cantidad de ropa que compramos, evitemos las fibras sintéticas.

¿Cómo Funciona el Cora Ball?

Un artículo publicado en la Universidad de Toronto comprobó que la Cora Ball atrapa un 26% de las microfibras por carga lavada. La efectividad puede depender de varios factores, incluidos los elementos que se encuentran en la carga, la configuración del lavado, la frecuencia del lavado y la presencia de pelo de mascota (que ayuda a atrapar las fibras).

La Cora Ball es un tipo de bola de lavandería, inspirada en la forma en que el coral filtra el océano, dejando que el agua fluya mientras recoge la microfibra atrapándola en su tallo para poder eliminarla de manera correcta, evitando que terminen en el mar.

Simplemente debes tirar la bola en tu lavadora y lavar como siempre.

Dependiendo de la cantidad de ropa puedes poner hasta 3 Cora Ball, aumentando la cantidad de microfibra atrapada.